Mural en solidaridad con Japón de la Escuela de Cerámica de Sargadelos

Publicado el día 2016-07-13

1302790701W.interior1

El mural nace como una iniciativa de la Escuela de Cerámica de Sargadelos en el Castro en colaboración con los alumnos de primero de bachillerato del Instituto de Adormideras de A Coruña.

La obra es un gesto solidario con Japón tras
la catástrofe que han sufrido. En ella aparece
el poema Iroha atribuido a Kobo Daishi (774-
835) contiene, sin ninguna repetición, todos
los sonidos de la lengua japonesa y con
frecuencia se utiliza para su aprendizaje. Un
pangrama o texto que usa todas las letras
posibles del alfabeto de un idioma.

Traducción:
Por alegre que sea su color
(la flor)¡ay! desaparece.
¿Qué hay en este mundo
que podría durar eternamente?
Yendo más allá del hoy
El límite del mundo aparente.
Yo no veré más sueños que pasan flotando
Y no me dejaré engañar más por ellos.

El mural podría tener diferentes
interpretaciones: la intención de un
acercamiento a la cultura japonesa ya que
este poema es una de las primeras cosas que
se aprenden en el estudio de la lengua
japonesa. La forma de puzzle también podría
dar lugar a diferentes lecturas (unidad,…).

Proceso:
El mural esta compuesto por 429 piezas y para su realización se ha utilizado una pasta cerámica reciclada
(compuesto por desechos de gres, porcelana,…). Esto hace que no todas las piezas tengan el mismo
aspecto, lo que enriquece más el mural aportando diferentes tonalidades y relieves que lo dotan de un
carácter de pieza única hecha a mano.